Toda la información para dar de baja un servicio

En esta página encontrarás toda la información requerida para dar de baja un servicio. Te contamos paso a paso lo que debes hacer para cancelar tu suscripción sin sorpresas.

Guías para ayudarte a cancelar tus servicios y suscripciones

Estos son los artículos de la página donde encontrarás información precisa sobre las diferentes formas de cancelar un servicio.

¿Cómo dar de baja un servicio?: Opciones disponibles

Dar de baja un servicio, ya sea de telefonía, agua, luz o gas, es complicado si no sabes el proceso. Contar con una guía que detalle las opciones que tienes a tu alcance para el procedimiento te facilitará esta tarea. De ese modo no tendrás problema en terminar el contrato con la compañía del servicio. Esto te garantizará ahorro de tiempo y de dinero, además disfrutarás de comodidad.

¿Qué razones podrían llevarte a dar de baja un servicio?

Hay distintas razones que podrían motivarte a prescindir de un servicio de distribución. Entre esos motivos está la venta de tu domicilio, que lleva a que te mudes del lugar. En caso de cambio de inquilinos, también puedes solicitar la cancelación del servicio para que no te lo sigan cobrando.

Dar de Baja asociaciones de usuarios

A pesar de que el proceso de cancelación es el mismo, independientemente de tu motivo, es bueno que tengas una razón clara. De ese modo evitarás hacer la gestión sin que sea necesario, ya que el restablecimiento del servicio sale costoso. Incluso si te vas de vacaciones por algunos meses, te sale más barato seguir pagando el servicio que cancelarlo.

Eso se debe a que, aunque la cancelación es gratuita, el restablecimiento tiene tarifas elevadas que deberás pagar. Por ello, es recomendable que pienses bien antes de tomar una decisión de ese tipo.  

¿Qué servicios puedes dar de baja?

Tu hogar debe contar con la distribución de múltiples servicios para que goces de comodidad al estar allí. Cualquiera de esos servicios puede ser cancelado en el momento en el que decidas terminar el vínculo con la empresa. Entre los servicios relacionados con la vivienda o el local que usas están los siguientes: agua, gas, luz e internet.

Dependiendo de si el servicio es de telefonía fija o no, también puede asociarse con la vivienda. Tener presentes los medios a través de los cuales puedes cancelar esos servicios te será muy orientador. Así escogerás la opción que te sea más sencilla y efectiva para el proceso.

Servicio de gas

Los contratos que se hacen con el gas generalmente son anuales, además, son renovados automáticamente. Si quieres dar de baja el servicio puedes aprovechar los distintos medios creados para ello: oficinas, atención telefónica y vía online. A través de la vía online tendrás que ingresar al sitio oficial de la compañía que te proporciona el servicio.

También puedes recurrir a la atención telefónica para dar de baja el servicio. Otra opción consiste en ir hasta las oficinas de la empresa, la dirección puedes buscarla por internet. En caso de que quieras pedir una cita previamente, también puedes hacerlo vía online.

Servicio de telefonía

Darte de baja de una compañía telefónica es más sencillo si conoces los pasos a dar. El costo extra que podría tener esta solicitud es el de solo dos días de servicio. Al igual que sucede con otros servicios, puedes hacer la petición por distintas vías. Es recomendable que te quedes con una prueba, como una grabación de la llamada realizada a la corporación.

La posibilidad de pedir la baja mediante una carta, aunque algo anticuada, sigue existiendo con muchas compañías. Debes escribir la carta a la dirección postal de la compañía que proporciona el servicio de telefonía. Es posible que la respuesta tarde más, en comparación con el uso de otros medios, pero resulta efectivo y cómodo.

Por supuesto en todos los casos la compañía te pedirá algunos datos personales, como fotocopia del DNI. Además, deberás especificar el número que quieres dar de baja, e incluso existe la probabilidad de que te pidan la firma. La opción de desvincularse totalmente de la compañía de teléfonos mediante un email también es posible en varios casos.

Servicio de luz

Prescindir del servicio de luz de una compañía en específico requiere que contactes a la empresa. Entre las opciones para entrar en contacto tienes las llamadas telefónicas grabadas, los emails, los fax y los formularios en línea. También puedes ir en persona a presentar la solicitud en una de las oficinas que tenga la corporación.

Independientemente del medio que hayas escogido para darte de baja, es aconsejable que solicites un justificante. Ese justificante que comprueba tu petición podrás usarlo en caso de reclamo o para resolver dudas. Luego de que tu solicitud sea aprobada, tienes que concertar con la distribuidora una cita para que ellos retiren el contador.

Con el fin de realizar todas esas gestiones, es aconsejable que tengas los datos de tu contrato y una factura anterior. Además de ello, te pedirán la dirección de tu vivienda, el código postal y el número del contrato.

Servicio de agua

Los datos que necesitarás para darte de baja del servicio de agua incluyen los personales y los de la compañía. Necesitarás saber el código postal, la dirección, la provincia y la localidad de la corporación. En cuanto a los datos personales, tienes que proporcionar el nombre y el apellido del titular.

Si eres el titular, también tendrás que tener una fotocopia de tu DNI, el teléfono y la dirección. La empresa también te pedirá que proporciones la lectura de tu contador de agua, para tomarla en cuenta en la liquidación. Sea que solicites la baja vía online, a través de una carta o una llamada telefónica, tendrás que esperar.

Servicio de internet

Todo el proceso de cancelación del servicio de internet será más sencillo si no tienes un contrato de permanencia. En caso de que sí tengas ese tipo de contrato, la empresa puede cobrar una multa que podría superar los 100 euros. Sin embargo, puedes revisar el contrato para ver qué situaciones harían inválido el mismo, para así no pagar la penalización.

Si no tienes ese tipo de contrato, solo tendrás que colocarte en contacto con la compañía proveedora del servicio de internet. Para ello puedes usar una carta, un email, un fax o una llamada. La empresa te indicará si debes devolver un dispositivo, como el router o el receptor de televisión.

Si no devuelves esas cosas, la empresa tiene el derecho de cobrártelas sin dar aviso, una vez formalizada la baja.